Av. Parque Gonzales Prada 626, Magdalena del Mar
Lun-Sab: 07:00 - 17:00
02 Jul 2022

Los PIACI, un bien común

Por: Miguel Ángel Cadenas, obispo del Vicariato de Iquitos

Los PIACI (Pueblos Indígenas en Aislamiento y Contacto Inicial) son aquellos pueblos o segmentos de pueblos descendientes de quienes huyeron a las cabeceras de algunos ríos para conservar la vida. Escapaban de los caucheros y las enfermedades. Habitan en lugares refugio de abundante biodiversidad. Coinciden, oh, casualidad, con fuentes de aguas, cabeceras de los ríos. Esta riqueza mantiene el bosque sano y genera equilibrio, además de favorecer la reproducción de peces, animales… Conservar estos espacios es de vital importancia para todos.

La deforestación, la contaminación, la fragmentación de territorios van por el camino contrario. Afecta actividades como la caza y pesca, exponiendo a mayor riesgo la precaria seguridad alimentaria, desencadenando hambre. Antes comían pescado los humildes, ahora hay que tener dinero para comer pescado. Generar ingresos es necesario, pero no a costa del medioambiente y la vida. Algunos investigadores han advertido que el próximo virus pandémico puede saltar de la Amazonía. Nos jugamos salud, alimentación y agua limpia, además de sociodiversidad, lenguas.

El extractivismo actual es mucho más agresivo que en la época del caucho. Los PIACI se escaparon del caucho. Ahora se pretende saquear sus territorios, ocasionándoles la muerte. En esta etapa de la historia ya no quedan márgenes donde guarecerse. La Iglesia nos insta a defender y a “exigir al Estado la garantía legal e inviolable de los territorios que ocupan de forma tradicional, incluso adoptando medidas de precaución… donde hay indicios de su presencia” (Documento Final del Sínodo Amazónico N° 49, 50 y 78). Principio precautorio.

El embate contra los PIACI va contra el desarrollo porque los extermina, pero a su vez acaba con el pescado, la carne de monte, que son las proteínas de muchos loretanos. En definitiva, son necesarias cuatro medidas:

1. Garantía legal e inviolable de los territorios PIACI.

2. Protección de los servicios ecosistémicos que garanticen un bosque sano y una economía equilibrada, sostenible y equitativa.

3. Restaurar y remediar el medioambiente degradado por el extractivismo.

4. Implementar agua potable y saneamiento básico. Loreto es el departamento con peor cobertura de todo el Perú.

Invito a las comunidades de fe que profundicen en sus propias tradiciones, colaboren con Dios en su creación y alcen su voz de protección por los PIACI. Que el Dios de la Vida nos acompañe.

El 22 de junio fue el Día Internacional de los Bosques Tropicales, una fecha para reflexionar que todos somos bosque y estamos interconectados.

____________________________________________

Artículo publicado originalmente en la web de El Peruano. Se puede leer aquí.

24 Mar 2022

San José del Amazonas celebra su Asamblea vicarial en Indiana con más de 70 participantes

Por: P. César Caro

Desde el 13 al 19 de marzo se ha desarrollado en Indiana la Asamblea Vicarial 2022. Tres años después de la última Asamblea (que tuvo lugar en marzo de 2019), existía un gran deseo de encuentro, trabajo conjunto, convivir y compartir. Se dieron cita en torno a 70 participantes entre misioneros y delegados laicos de los 16 puestos de misión del Vicariato y la sede de Punchana.

Los dos días previos al domingo 13 tuvo lugar el Encuentro de Misioneros nuevos (llegados al Vicariato en los últimos cuatros años), que contó con excelentes ponentes como el P. Fernando Flórez, la profesora Levis del Águila y el sr. José Álvarez. Resultó una magnífica introducción a la Asamblea, momento clave de la vida y misión del Vicariato.

La tarea que ha vertebrado estos días de trabajo ha sido avanzar en el proceso de elaboración del Plan Pastoral, comenzado hace dos años, durante la pandemia. Para ello hemos contado con la ayuda de los facilitadores Henry Vasquez y Mayte Galarreta, miembros de la asociación Kairós, de Lima, especializada en el acompañamiento a instituciones de la Iglesia.

Los trabajos de estudio de los documentos emanados del Sínodo para la Amazonía (El Documento Final y la exhortación apostólica "Querida Amazonía"), de recogida de datos para el Marco Situacional, elaboración del Propósito (Misión, Visión y Valores del Vicariato) y propuesta de objetivos estratégicos, indicadores y estrategias centraron buena parte de los esfuerzos de los participantes durante la semana. Con gran entusiasmo y en medio de un ambiente de alegría y expectativa de futuro se fueron sucediendo los bloques matutinos y vespertinos.

El retiro, dirigido por el obispo de Iquitos, Mons. Miguel Ángel Cadenas y por el Padre Manolo Berjón; los talleres en torno a temas prácticos (funciones del responsable de puesto, criterios de catequesis, despacho parroquial, cómo poner en marcha el consejo de pastoral), y las informaciones acerca de la economía vicarial y otros sectores de la misión fueron muy valorados por los participantes. De igual manera las actividades nocturnas: danza amazónica, taller de pintura, manualidades, cine... fueron momentos en que realmente se disfrutaron.

El día sábado 19, fiesta de San José, fue empleado en buena medida en sacar adelante la programación vicarial para este año 2022, el calendario de actividades por áreas pastorales y el cronograma de tareas de aportes al Plan Pastoral. En la noche, la celebración de la Eucaristía fue la expresión de fe de esta singular experiencia sinodal que es la Asamblea; en ella, el obispo Mons. José Javier Travieso renovó el envío de los misioneros y agentes de pastoral de nuestra Iglesia vicarial.

La noche cultural sirvió de perfecto colofón a una Asamblea que no se olvidará en años. El ambiente de fiesta y celebración, expresión de lo que se vivió, acompaña a los participantes en su retorno a los distritos y comunidades, donde la misión continúa de manera renovada con el sueño de una Iglesia con rostro amazónico.

_____________________________________________________

Artículo original publicado en el Facebook del Vicariato Apostólico San José del Amazonas. Se puede leer aquí

11 Jul 2021

Iquitos se prepara para la ordenación de su nuevo Obispo, Mons. Miguel Ángel Cadenas

La primera ordenación episcopal que tiene como escenario la capital de Loreto se desarrollará el domingo 18 en el estadio Max Augustín a fin de garantizar el cumplimiento de las medidas sanitarias. La ceremonia estará presidida por el obispo emérito Julián García Centeno y se ha confirmado la presencia de varios obispos amazónicos y de otros puntos del Perú, el Nuncio Apostólico y el presidente del CELAM, entre otros.  

Luego de que el 15 de mayo desde Roma se anunciase que el Papa Francisco había designado como nuevo obispo del Vicariato Apostólico de Iquitos al misionero agustino Miguel Ángel Cadenas Cardo OSA, los fieles de Loreto esperan desde entonces la ceremonia de ordenación oficial. No es para menos, pues en los más de 100 años de historia del Vicariato será la primera vez que una ordenación episcopal se desarrolle en la ciudad amazónica ya que antaño los obispos eran ordenados en Europa.

A eso se suma, también como un dato histórico, que Mons. Cadenas será el primer obispo de Iquitos que, al acceder a esta nueva responsabilidad, aporte un extenso trabajo en el territorio amazónico tras más de 25 años de labor pastoral en el Vicariato, especialmente con el pueblo kukama del río Marañón.

La ceremonia se celebrará este próximo 18 de julio y, dado el contexto sanitario, se desarrollará en el Estadio Max Augustín de la ciudad de Iquitos. Así se ha decidido para cumplir las medidas de prevención contra la Covid-19 y evitar aglomeraciones. Además, será transmitida por radio La Voz de la Selva y la cuenta de Facebook del Vicariato Apostólico de Iquitos.

Desde la organización se ha informado que la imposición de manos estará a cargo del obispo emérito Mons. Julián García Centeno, quien llegará desde España para la ocasión, Mons. Roberto Prevost, OSA, obispo de Chiclayo y Mons. Martín Quijano, obispo de Pucallpa. También se ha confirmado la presencia del Nuncio Apostólico en el Perú, Mons. Nicola Girasoli, y del presidente de la Conferencia Episcopal Peruana y del Consejo Episcopal Latinoamericano, Mons. Miguel Cabrejos.

La iglesia amazónica también estará presente a través de Mons. Alfredo Vizcarra, obispo de Jaén, Mons. Gerardo Zerdín, obispo de San Ramón, Mons. Javier Travieso, obispo de San José del Amazonas, y Mons. Jesús María Aristín, obispo de Yurimaguas, además del ya mencionado Mons. Martín Quijano, obispo de Pucallpa.

Desde otras regiones del Perú llegarán también a Iquitos el obispo de Huacho, Mons. Antonio Santarsiero, el obispo auxiliar de la Diócesis de Cusco, Mons. Lizardo Estrada, el obispo de la Prelatura de Chuquibambilla, Mons. Edison Farfán, y el obispo de la Prelatura de Caravelí, Mons. Reinaldo Nann.

Desde Roma y España también se espera la llegada del Prior General de los Agustinos, P. Alejandro Moral, y de un representante de la Provincia Agustiniana San Juan de Sahagún, P. Jesús Torres.